En directo
18:00 - 19:00
Actualidad

La jueza cree que los "indicios" no son "suficientes" para mandar a prisión por la muerte de Esther López

Registro de la vivienda del principal sospechoso de la muerte de Esther López.
Registro de la vivienda del principal sospechoso de la muerte de Esther López.

El Juzgado de Instrucción número 5 de Valladolid decidió que continuara en libertad Óscar S., investigado por la desaparición y muerte violenta de Esther López, porque no existe un relato de cómo sucedieron los hechos y los que existen son indicios o sospechas que obligan a seguir investigando.

La jueza argumenta así a través de un auto, facilitado este miércoles por fuentes del TSJCyL, parte de los motivos por los que rechazó la imposición de medidas cautelares a Óscar S., tras su declaración en el Juzgado el pasado lunes por el caso de Esther López, quien fue vista con vida por última vez el pasado 13 de enero y fue hallada muerta en una cuneta el 5 de febrero.

Tras la declaración de Óscar el 25 de abril, la acusación particular, en representación de la familia de la víctima, solicitó la adopción de la medida cautelar de prisión provisional, comunicada y sin fianza o, subsidiariamente, una fianza de 60.000 euros, además de pedir que se acordara su detención por tiempo de 72 horas.

Tanto el fiscal como la defensa del investigado se opusieron a la adopción de estas medidas, tras lo que la jueza, compartiendo "plenamente" el informe del ministerio público, decidió que en ese momento no procedía acceder a esas peticiones.

En el apartado de razonamientos jurídicos del auto, argumenta que "no existe un relato de cómo sucedieron los hechos, lo que existen son indicios o sospechas que obligan a seguir investigando" la desaparición y muerte violenta de Esther.

La juez expone además que el investigado no puede interferir en las diligencias de investigación que se están practicando por la Guardia Civil, ni tiene acceso a la nube de su teléfono, en la actualidad intervenido y en poder de los agentes.

El auto establece que las sospechas que pueden recaer sobre el investigado "no son suficientes para adoptar unas medidas tan gravosas", ya que "ni si quiera existe en la causa un relato fáctico de lo que pudo suceder, y el investigado tiene arraigo personal, familiar y laboral, ha colaborado con los agentes, acudió al llamamiento policial y ha compareciendo igualmente al llamamiento judicial" del pasado lunes.

Tras la decisión de la jueza de fecha 25 de abril, las partes personadas pueden plantear recurso de reforma y subsidiario de apelación en el plazo de los tres días a su notificación, o directamente recurso de apelación en el plazo de los cinco días a su notificación.

Óscar S., supuestamente el último que vio con vida a Esther la madrugada del 13 de enero, es uno de los tres investigados, junto a otros dos hombres llamados Ramón y Carolo, por la desaparición y muerte violenta de la mujer, de 35 años, residente en Traspinedo (Valladolid), población en la que fue encontrada muerta el 5 de febrero.

El pasado lunes, Óscar S. declaró ante la jueza durante aproximadamente una hora, tiempo en el que, según explicaron fuentes del caso, mantuvo que dejó a Esther en un cruce de carretera en Traspinedo sobre las 3.00 horas de la madrugada del jueves 13 de enero.

2022-04-28T16:39:03+02:00
En directo
18:00 - 19:00
Redvoluciones
18:00 19:00
En directo
18:00 - 19:00
18:00 19:00
Email