En directo
06:00 - 11:00
Deportes

Jon Rahm vive una jornada para olvidar

Jon Rahm, durante su participación en el torneo de Madrid
Jon Rahm, durante su participación en el torneo de Madrid

Jon Rahm, número uno del mundo, ha vivido una jornada para olvidar con tres 'bogeys' y un 'doble bogey' que le hacen reducir muchísimo sus opciones de repetir la victoria en el Abierto de España que se disputa en el Club de Campo de Madrid.

Después de situarse segundo al término de la segunda jornada quedándose a un solo golpe del neerlandés Wil Besseling al firmar una actuación notable rematada con un 'birdie' que le llevó a una tarjeta de 67 golpes que le permitía meterse de lleno en la pelea por el torneo, el sábado no ha tenido su día. Él mismo lo reconocía al final. Todo lo que podía ir mal fue mal, incluso golpes que no parecían muy complicados.

Encuadrado en su grupo de partido con el español Adrián Arnaus y el holandés Wil Besseling, Rahm siempre fue a remolque en su juego.

En el hoyo 3 realizó un 'bogey' y en el cinco un 'doble bogey'. De esos dos fallos no se recompuso, pese a anotarse dos 'birdies' en el 7 y 9. En el 12 y 13 volvió a cometer dos fallos con sendos 'bogey' que le sacaron mentalmente de la partida aunque acabó con un 'birdie', el cuarto de la tarde, en el mismo sitió donde lo realizó la jornada precedente.

Su desesperación quedó patente cuando, al término del hoyo 13, en el que hizo un 'bogey', sacó públicamente su frustración dando un golpe de rabia al suelo con su palo.

A falta de una jornada para acabar el torneo, Jon Rahm es decimoquinto con un registro de 192 golpes (-11). La clasificación la lidera Rafa Cabrera Bello, con 196 golpes (-17).

"TODO LO QUE PODÍA IR MAL HA IDO MAL"

"No ha sido mi mejor día y hay que reconocerlo. Todo lo que podía ir mal ha ido mal, incluso golpes que no eran muy malos. Ahora tengo que esperar que mañana empiece mejor para darme una oportunidad", dijo Rahm, que reconoció que las posibilidades de remontada son complicadas ante un líder, Rafa Cabrera Bello, que le aventaja en seis golpes.

"Mañana haré lo que hay que hacer. Lo principal es que tendré que hacerlo muy bien, como en la primera jornada, para darme opciones. Es una pena que haya jugado tan mal. La suerte del golf es que quitando el último día siempre hay otra oportunidad", comentó.

"Entiendo que esto es golf y pasa. No han salido las cosas bien pero con el 'swing' que he tenido podía ser peor", destacó Rahm, que opinó sobre el comportamiento del público, al que en la jornada precedente pidió que silenciaran sus móviles para que no suenen y desconcentren a los jugadores.

El de Barrika, doble ganador del Abierto de España en 2018 y 2019, aspira a repetir esos triunfos para igualar con tres títulos al legendario Severiano Ballesteros, que consiguió subir a lo más alto del podium en 1981, 1985 y 1995.

10/10/2021
En directo
06:00 - 11:00
Onda Vasca con Txema Gutiérrez
06:00 11:00
En directo
06:00 - 11:00
06:00 11:00
688 854 852