En directo
19:00 - 20:00
Vida y estilo

¿Me pueden multar por aparcar en dirección contraria?

Esta maniobra, al implicar una conducción en sentido inverso, puede suponer un peligro para otros conductores
Coches aparcados en paralelo en la calle.
Coches aparcados en paralelo en la calle.

Llevas un rato dando vueltas buscando un sitio donde poder aparcar pero parece que en ese momento todos los espacios están ocupados. Todos menos uno: a lo lejos puedes ver un hueco libre para tu vehículo. Sin embargo, está en el carril contrario y te planteas: ¿es legal aparcar en sentido inverso?

La respuesta es no, y el Reglamento General de Circulación no deja ninguna duda al respecto. Esta norma se recoge en el artículo 90.2: "Cuando en vías urbanas tenga que realizarse el aparcamiento o estacionamiento en la calzada o en el arcén, se situará el vehículo lo más cerca posible de su borde derecho, salvo en las vías de único sentido, en las que se podrá situar también en el lado izquierdo". Así, estacionar en el borde izquierdo en una vía de doble sentido está prohibido.

Según la norma, esta práctica se considera una infracción leve, por lo que está sancionada con 100 euros de multa, sean continuas o no las líneas que separan los carriles.

Sin embargo, si un agente presencia la maniobra, la infracción pasará a ser grave. Así, implicará no solo una multa de 500 euros, sino también la retirada de seis puntos del carné de conducir. Esto se debe a que al aparcar en el lado izquierdo, además de incumplir la norma ya citada, también estaríamos violando el artículo 77 de la Ley de Tráfico y Seguridad Vial (LSV), donde se recoge la prohibición de conducir en dirección contraria.

La gravedad de esta acción se fundamenta en que, además de que hemos puesto en peligro a terceras personas para aparcar, también lo haremos al reanudar la marcha. Además, aunque ningún agente haya estado presente en el momento de realizar la maniobra, si es evidente que para poder aparcar hemos invadido el carril contrario, recurrir la multa será difícil.

Cuidado con los peatones

Otras formas ilegales de estacionar son aquellas que no tienen en cuenta a los peatones: ocupar espacios como pasos de cebra o aceras es una infracción grave penalizada con 200 euros, a lo que tendremos que añadir los muy probables gastos de la grúa, si es que se ha llevado nuestro vehículo al depósito.

En doble fila, ¿estacionar o parar?

De esta forma, si necesitamos detener nuestro coche de forma urgente y no hay sitios disponibles, podremos hacerlo en doble fila, aunque con condiciones. En caso de que decidamos estacionar el vehículo en doble fila tenemos que recordar que también está considerado como una infracción grave, según la LSV, lo que nos podría costar hasta 200 euros, aunque nos encontremos dentro del vehículo.

Sin embargo, si el agente considera que el coche no supone una amenaza para el resto de conductores al no estar colocado en un lugar peligroso, la infracción podría pasar a considerarse como leve e implicar una sanción de 100 euros.

Por eso, si vamos a detener nuestro vehículo en doble fila, es mejor efectuar una parada en vez de un estacionamiento, siempre y cuando nuestra presencia no suponga un peligro para otros y reanudemos la marcha a los dos minutos. Así, si cumplimos con estas normas, no tendremos por qué sufrir sanciones económicas.

En definitiva, cuando estemos buscando un lugar para estacionar, debemos tener paciencia y esperar a poder efectuar maniobras que sean legales y seguras, tanto para nosotros mismos como para el resto de conductores y peatones con los que convivimos.

2022-07-25T09:58:03+02:00
En directo
19:00 - 20:00
Cosecha del 67
19:00 20:00
En directo
19:00 - 20:00
19:00 20:00
Email