Actualidad

Dani Alves admite ahora ante la jueza que hubo penetración, pero afirma que fue sexo consentido

La defensa del futbolista, acusado de violar a una joven de 23 años en los baños de una discoteca, esgrime que la víctima pudo sentirse "ofendida o enfadada al pedirle salir por separado del baño y no haber sido más atento al concluir el acto sexual". El
Alves está en prisión provisional sin fianza desde el 20 de enero.
Alves está en prisión provisional sin fianza desde el 20 de enero.

El futbolista Dani Alves ha declarado este lunes ante la jueza que lo investiga por presuntamente agredir sexualmente a una chica en la discoteca Sutton de Barcelona el 30 de diciembre de 2022 que mantuvieron relaciones sexuales consentidas.

Fuentes presentes en la declaración han explicado que Alves ha contestado a las preguntas de todas las partes --su defensa, la acusación particular y la Fiscalía--, aunque la mayor parte de los 20 minutos que ha durado la declaración han consistido en la explicación del jugador, sin preguntas.

Alves ha declarado a petición propia en el Juzgado de Instrucción 15 de Barcelona después de que la jueza rechazara sacarlo de prisión provisional, donde está desde el 20 de enero.

Alves reconoce que mintió

En el recurso con el que intentó salir de prisión, la propia defensa de Alves admitió la "errática declaración" del futbolista, que durante la investigación ha dado distintas versiones de los hechos y empezó negando que se hubiera encontrado con la chica.

Este lunes, Alves --en su cuarta versión-- ha admitido ante la jueza que mintió porque estaba "obsesionado" con que su mujer no descubriera que le había sido infiel, y que el acercamiento con la joven en el reservado de la discoteca fue mutuo.

La defensa, "contenta y satisfecha"

La defensa de Alves ha solicitado esta nueva declaración una vez ya avanzada la investigación del caso, y ahora puede volver a pedir que el futbolista salga en libertad provisional, aunque no ha presentado ningún recurso por ahora.

Fuentes de la defensa se han mostrado "contentos, satisfechos", y han asegurado que el jugador ha hecho una declaración linealmente correcta. En un comunicado tras la declaración, Martell ha afirmado que, según el jugador, "hubo tensión sexual mutua desde el principio" con la víctima.

Cuarta versión

Añade que Alves ha declarado que "cree que la joven pudo sentirse ofendida o enfadada al pedirle salir por separado del baño y no haber sido más atento al concluir el acto sexual". La defensa ha insistido en que el futbolista "es respetuoso en su relación con las mujeres y no da ningún paso si no percibe tensión sexual y una clara predisposición", y ha reiterado que negó que se hubiera encontrado con la chica para proteger su matrimonio.

El comunicado expone que Alves acudió a Sutton con un amigo, conocieron a tres chicas --entre ellas la denunciante-- y hablaron y bailaron: "Al constatar la química que había, el jugador le propuso ir a un lugar más privado, mencionando el baño que había justo al lado. Según ha relatado, ella accedió y fueron allí por separado y salieron por separado".

Sexo con penetración

El jugador ha declarado que "todo lo que pasó en el interior del baño fue un acto libre y voluntario, hicimos el amor y no dijo en ningún momento que parara". 

La declaración tenía que celebrarse a las 10.30 horas de este lunes, aunque se ha retrasado dos horas por un "problema en la orden de conducción".

Alves ha llegado en el interior de una furgoneta de Mossos d'Esquadra desde la cárcel de Brians 2, en Sant Esteve Sesrovires (Barcelona), donde está en prisión provisional desde el 20 de enero.

Cristóbal Martell, abogado de Dani Alves, llegando al juzgado de Barcelona donde el futbolista declara por segunda vez ante la jueza.

Cristóbal Martell, abogado de Dani Alves, llegando al juzgado de Barcelona donde el futbolista declara por segunda vez ante la jueza. EP

El jugador brasileño, para quien la juez dictó prisión sin fianza cuando le interrogó tras su detención, había solicitado volver a dar su versión de lo sucedido ante la magistrada, en base a un artículo de la ley de enjuiciamiento criminal que permite a un investigado declarar cuantas veces crea oportunas durante su proceso penal.

Negó conocer a la joven

Dani Alves, que en esta ocasión ha estado asistido por el letrado Cristóbal Martell, intentará aclarar su relato de los hechos ante la magistrada, después que en su declaración del pasado 20 enero, en la que estuvo asesorado por la abogada Miraida Puente Wilson, alternara distintas versiones de lo sucedido.

En esa comparecencia, el deportista mantuvo inicialmente que no conocía a la víctima, admitió después que coincidió con la joven en el baño de la discoteca sin que sucediera nada entre ellos y finalmente, cuando la jueza confrontó sus explicaciones con las pruebas biológicas, sostuvo que la chica le había practicado una felación, de forma consentida.

El futbolista justificó los vaivenes de su relato aduciendo, primero, que quería proteger a la joven y, posteriormente, que pretendía ocultar la infidelidad ante su esposa, la modelo Joana Sanz, quien el mes pasado anunció a través de las redes sociales su intención de separarse de él tras ocho años de matrimonio.

En el recurso que presentó, sin éxito, para salir de prisión- firmado ya por el letrado Cristóbal Martell-, el deportista brasileño se aferró a la versión de que mantuvo relaciones sexuales consentidas con la denunciante, sin más concreciones.

Restos de ADN

Las pruebas de ADN confirmaron que la joven tenía restos de semen de Alves en la vagina, lo que contradice la última versión del futbolista ante la juez, en la que solo admitió sexo oral.

De hecho, las distintas versiones de los hechos que blandió el futbolista ante la juez y las contradicciones entre su relato y las pruebas biológicas, frente a la congruencia de la declaración de la víctima, fueron uno de los principales motivos por los que la instructora acordó su ingreso en prisión, sin fianza.

El pasado 21 de febrero, la Audiencia de Barcelona acordó mantener en prisión preventiva a Dani Alves, al apreciar un "elevado" riesgo de fuga y estimar que los indicios que le inculpan son "severos" y "diversos".

El futbolista está acusado de haber violado a una joven de 23 años en el baño de un reservado de la discoteca Sutton de Barcelona al que la invitó, junto a dos amigas suyas, la noche del pasado 30 de diciembre.

2023-04-18T05:59:03+02:00
En directo
Onda Vasca En Directo